Folclore mágico en la Ciudad de la Costa


 
Por Macarena Flores Weigle

La Ciudad de la Costa, a pesar de ser la segunda ciudad en cantidad de población del país, no tiene suficientes propuestas teatrales. Es una zona sumamente receptiva a propuestas artísticas y así se ha comprobado durante las temporadas de verano del 2014 al 2017. Por este motivo, Grupo Babilonia en 2018 apuesta a romper el hielo nuevamente y esta vez lo hace con dos obras de teatro imperdibles, entre mitos y lugares encantados, invitando a que otras propuestas artísticas se sumen a la iniciativa. En esta nota charlamos con Alejandra Weigle quien con cuenta sobre los comienzos del grupo y la forma de hacer teatro, con espíritu colaborativo y roles claros. Además explica cómo financian sus proyectos a través de empresas locales gracias a la herramienta Fondo de Incentivo Cultural (convocatoria 2018 abierta).

 

Alejandra: ¿contanos sobre los comienzos del grupo Grupo Babilonia?

El grupo nace en la ciudad de Montevideo en el año 1995 con el estreno de la obra teatral “Querida, espero que te mueras” de Hugo Manuel Mieres. Era un espectáculo unipersonal actuado por Eduardo, dirigido por mí y el autor de la obra. Nosotros nos conocimos en teatro El Galpón, donde hicimos la escuela de Arte Escénico, e integramos el elenco desde el año 88 hasta el año 92.

Durante todos esos años, además de haber realizado obras en salas de teatro, fuimos adquiriendo experiencia en espacios no convencionales, con un público más cercano y activo. En el año 2012 nos instalamos en El Pinar, Ciudad de la Costa, y realizamos algunos trabajos de talleres y performances, además de estrenar “Los descreídos”, que fue en enero de 2015.

La apuesta más difícil fue el primer año, tratar de implementar por primera vez en la zona una temporada teatral de dos meses con tres funciones semanales. Se trata de una zona muy extensa, por lo tanto de difícil difusión, pero la cantidad de público fue mejor de lo esperado y se fue incrementando año a año. Lo que nos inspira es la búsqueda de un camino particular, ahondando en nuestras raíces y en una dramaturgia propia.

¿Cómo se financian las obras?

Ambas fueron seleccionadas por el Fondo de Incentivo Cultural, este te proporciona la posibilidad de devolverle a los sponsors alrededor del 70% del impuesto a la renta y el patrimonio. En cierta forma, por este beneficio para las empresas, el Estado también es colaborador.
Hubo varias empresas de la zona apoyándonos: ferreterías, farmacias, liceos privados, inmobiliarias y algunas estatales como UTE.  Estos ingresos permitieron dar comienzo a las dos obras prácticamente sin deudas y destinar lo recaudado a la división dentro del colectivo de trabajo.

El grupo desde el punto de vista económico funciona como una cooperativa con puntajes. Este puntaje es determinado por las responsabilidades asumidas de cada integrante. De lo que se recauda en la boletería se sacan los gastos fijos tales como: nafta, velas, generadores, boletero, etc.; y lo que resta se divide.

 

¿Cómo difunden sus obras?

Facebook es un elemento muy importante, este año también integramos Instagram. Las redes sociales las maneja Diego. Mucho contacto con los medios, entrevistas en programas de televisión, radio. Bueno Macarena eso vos ya lo sabés porque el año pasado lo hiciste; este año no hubo tantas notas pero si mucha presencia en los informativos. Tuvimos la suerte de que una vecina que trabaja en uno de ellos se acercó a ver la obra y nos dio una mano por ese lado.

¿Cómo se organiza el grupo?

Desde el punto de vista creativo acá en el teatro uruguayo es bastante piramidal el asunto, a mí me gusta hacerlo un poco más circular, más equilibrado, colectivo. Si bien como directora y autora tomo ciertas resoluciones a mí me gusta que todos tengamos protagonismo.

Nos dividimos por rubro, por ejemplo: Alejo y Carlos hacen la escenografía y si bien yo les hablo de estética y lineamiento, las decisiones las toman ellos, las discutimos en grupo pero nos gusta mucho tener en cuenta su opinión. Lo mismo en vestuario, música y todos los rubros. Como nosotros venimos trabajando de antes, ya les damos una noción estética que el grupo fue formando desde los inicios. También con los actores, se discute mucho, se incorporan nuevas ideas, se escuchan sus opiniones y son tomadas en cuenta. Yo soy actriz y estuve de ese lado, los proyectos donde los actores no opinan no van con nuestra manera de manejarnos. Lo principal es que todas las cabezas estén enfocadas en el proyecto, todos juntos es mucho más positivo a que trabaje una cabeza sola.


En lo que a producción respecta también se trabaja en colectivo, pero hay roles bien marcados. Eduardo y Diego son el contacto principal con los sponsors, Silvina hace toda la parte administrativa de división económica, cerrar el espectáculo con el contador, etc. Eduardo hace el contacto con la prensa, él y yo asistimos a los reportajes. Diego hace todo lo que es diseño gráfico y difusión en redes sociales. Yo hago la parte más conceptual. Somos los que tenemos más cosas extras y eso se ve reflejado en los puntajes que mencionaba anteriormente.
En fin, la idea es que cada uno explote sus mayores virtudes y ahí el grupo se potencie, en vez de taparnos nos tratamos de potenciar en lo que a cada uno le gusta y le sale mejor.

 

 

LOS DESCREÍDOS

Un clásico de verano en la Ciudad de la Costa, ganadora de 3 premios Florencio: mejor actor, mejor dirección y mejor espectáculo vuelve por su cuarta temporada.

La obra nace del folklore mágico del Uruguay, siendo éste el pretexto para encontrarnos en un espacio único, un fogón en las dunas de la playa de Médanos de Solymar. Cuenteros, trovadores modernos, nos acercarán a esas expresiones tan arraigadas del arte popular. Una mujer-araña teje historias de aparecidos, mal de ojo, el lobizón. Un pasaje por un Cerro Bravo o una Salamanca que nos reencontrará con expresiones ancestrales fuertes, alegorías que aluden, también, a nuestro mundo interno. Rescatar la riqueza literaria de los mitos, sus enseñanzas, su temperamento, es preservar aquello que nos diferencia y enriquece al patrimonio de toda la humanidad.

Alejandra nos cuenta cómo nació la idea del proyecto y en qué se inspiraron para escribir el guión:

Investigamos a muchos autores:  Granada, Faget, Pereda Valdés, Ganduglia, Abella, tratados de fascinología antiguos y rastreamos algunas historias de transmisión oral. Comenzamos la investigación hace unos cuantos años ante la necesidad personal de adentrarnos en el mundo espiritual como respuesta a una realidad muy materialista. Desde el inicio nos interesó nuestro propio paisaje de mitos, transformaciones, apariciones y lugares encantados, que sentimos estaba siendo sepultado por “creencias extrañas”. Investigamos mucha bibliografía y escuchamos relatos orales para comprender una sensibilidad particular.

La obra es original y actualizada, pero no fue fácil escribirla porque el tema es muy delicado y rápidamente se puede caer en la ridiculización. Es un espectáculo al aire libre, cerca de la playa con viento y sonido del mar, los actores no usamos micrófonos por lo que, si bien hay relatos, se trabaja mucho con imágenes y otros recursos teatrales. La obra está escrita en dos planos: uno verbal y otro visual que se relacionan generando un entorno mágico y misterioso. Desde el inicio se plantea como un camino, una procesión de los espectadores hacia el escenario, esto permite relacionarnos mucho con el público para conectarlo con el mundo fantástico. Es una especie de circo encallado en la arena, perdido en el tiempo, con un fogón central del que surgen todas estas leyendas. El monte, el mar y la noche nos brindan un entorno maravilloso.

 

Cuándo y dónde

Funciones todos los viernes de febrero a las 21.00hs en la bajada 30

de Av. Costanera y Av. Central (Médanos de Solymar).

Localidades: $200, menores de 8 años gratis.

Socio Espectacular: 50% de descuento.

Entradas anticipadas: Librería El Altillo (Lagomar) y Papelería Rayuela (El Pinar).

Reservas: +598 2683 11 75 // +598 99 932 364

*Se suspende por lluvia.

Equipo: 

Dirección: Alejandra Weigle

Actuación: Silvina Migliónico, Diego Balliva, Alejandra Weigle, Eduardo Migliónico, Inés Amaral, Alejo Buysse y Mateo Silva.

Dirección escénica: Alejandra Weigle

Texto: Alejandra Weigle

Composición y dirección musical: Agustina Schreider

Escenografía: Carlos Arévalo

Vestuario: Grupo Babilonia, Liliam Alzogaray

Iluminación: Leandro Migliónico, Pablo Luzardo

Operador de luces: Juan D´Oliveira

Operador de sonido: Alejo Buysse

Máscaras: Jorge Añón

Diseño gráfico: Diego Balliva

Boletería: Santiago Aramburo, Camila Bottari, Nicolas Tabeira

Producción general: Grupo Babilonia

 

EL CIRCO OLVIDADO

La propuesta es recrear, en clave actual, la forma artística del circo criollo, expresión original rioplatense que combina y sintetiza el circo con el teatro, dando lugar a un tipo de circo con argumento. En este caso, la figura de los olvidados será el centro de la historia.

“Son nuestros famosos números: la célebre y sin rival Gorda Hércules enfrenta a los Payasos Malandrines, El Mago, el Cusifai, con sorprendentes pasajes a lo inesperado, la siempre sensual y exótica Mujer Marabú, ameniza el espectáculo El Payaso Pepino, una verdadera novedad en el género con estilo propio y genial. En la segunda parte se disfrutará de una pieza exquisita del más puro teatro: “Il morto qui parla”.

 

Cuándo y dónde

Funciones todos los sábados y domingos 21hs. También en la bajada 30 de Av. Costanera y Av. Central.

Localidades: $200 – menores de 8 años entrada gratuita

Entradas anticipadas: Librería El Altillo (Lagomar) y Papelería Rayuela (El Pinar)
Reservas: +598 2683 11 75 // +598 99 932 364

*Se suspende por lluvia.

Equipo: 

Dirección escénica: Alejandra Weigle

Texto: Alejandra Weigle

Actuación: Silvina Migliónico, Diego Balliva, Mariana Maeso, Mateo Silva, Alejandra Weigle y Eduardo Migliónico.

Músicos: Juan D´Oliveira, Nicolás Tabeira.

Composición y dirección musical: Ney Peraza

Escenografía: Carlos Arévalo y Alejo Buysse

Vestuario: Valentina Gatti

Realización de Vestuario: Liliam Alzogaray

Iluminación: Leandro Migliónico.

Operador de luces y sonido: Juan D´Oliviera, Nicolás Tabeira, Alejo Buysse

Máscaras: Jorge Añón

Diseño gráfico: Diego Balliva

Boletería: Santiago Aramburo, Camila Bottari, Antonella Bottari,

Producción general: Grupo Babilonia


Más información en:

Facebook

Instagram

grupobabiloniauy@gmail.com


Macarena Flores Weigle, uruguaya de 25 años. Técnica en Organización de Eventos (Escuela de Alta Gastronomía – UTU). Estudiante de la tecnicatura en gestión cultural de la Facultad de la Cultura del CLAEH. Apasionada de los proyectos generadores de impacto social, amante de los viajes y de los intercambios culturales.

Comentarios