No me toqués la carita

No me toqués la carita

 

Danilo Urbanavicius

El sector cultural está muy convulsionado por estas horas. No porque en pocos días se presente el proyecto de ley de cultura que incluye la creación de un ministerio específico, tal como lo había anunciado el presidente Tabaré Vázquez.

Tampoco por el trabajo que viene desarrollando de forma sistemática desde hace un buen tiempo el sector de la danza y que finalizará con la creación de un Plan Nacional de Danza. Nada de eso.

La convulsión radica en la suspensión de los derechos como socio, por parte de la Sociedad Uruguaya de Actores (SUA), a uno de sus integrantes por el término de seis meses, quien además le solicita a sus afiliados tener en cuenta esta situación a la hora de comenzar nuevos trabajos en el plazo estipulado, que incluyan a este actor, además de que le sea comunicado en caso de que así suceda.

No conozco personalmente a Franklin Rodríguez, por lo cual estas líneas no intentan ensayar una defensa hacia él. Tampoco convertirlo en víctima y colaborar en su cometido de vender más entradas en su próximo espectáculo, como afirman los entendidos en la materia a través de las siempre candentes “redes morales”.

Coincido con algunas cosas que dijo en la nota del Semanario Voces, la que le costó que se lo declarara persona no grata, y discrepo en muchas más a tal punto que me hace pensar que tenemos pocas cosas en común. Excepto el barrio en el que ambos nacimos y la condición de trabajadores de la cultura. Esta última basta para manifestarle mi solidaridad a él y a cualquier trabajador que se le impida, de forma directa o indirecta, ejercer su derecho a trabajar.

Pero lo importante acá no es ni lo que piense yo, ni lo que tenga en común o no con él. Ese no es el cometido. Lo importante de lo sucedido con Rodríguez, es que hizo que la cultura esté en la agenda pública y eso es muy bueno, aunque no de la manera que muchos quisiéramos.

Es que Franklin de alguna manera, como se decía en mi barrio, “ le tocó la carita” a parte de quienes integran nuestro ecosistema cultural. Solo a una parte. No violó ninguna norma ética ni moral, ni nada que se le parezca. Dijo lo que muchos piensan y lo que pocos se atreven a decir. Con razón o sin ella pero lo dijo.

El teatro nacional no es solo Socio Espectacular. Tampoco lo son los repetidos elencos que nos representan fuera de fronteras y que bien merecido lo tienen. Es también el otro sector del teatro que vive y convive fuera de toda estructura preestablecida porque el sistema tributario, el de recaudación, el de los permisos interminables, el de la burocracia y el los porcentajes altísimos que exprimen los borderaux, de cierta forma los rechaza. Es también el del interior del país.

Esta situación que polariza todo aún más, no puede ser otra cosa que una oportunidad para discutir la situación del teatro uruguayo, de la danza, de las políticas culturales, de nuestra institucionalidad.

En el sector cultural nos debemos varias horas de conversación, de una larga y franca conversación que rescate los principios más esenciales de la dialéctica hegeliana. Donde el disenso sea visto como una oportunidad y no como un problema.

Nos debemos una discusión de un poco más de 140 caracteres y más profunda que un simple “me gusta” o “no me gusta”. Nos debemos una gran discusión, no desde el “yo para mi” y el “yo pienso de que”. Necesitamos argumentar con fundamentos y con sustento teórico, cultural y político.

Nos estamos privando de hablar sobre nuestra institucionalidad cultural. Ni más ni menos. Es un ministerio de cultura el que necesitamos, o es una secretaría? Y Si fuera un ministerio, cómo sería? Quién va a diseñar su estructura e institucionalidad?

Los temas culturales deben estar en la agenda pública por la importancia y la relevancia que estos tienen, de forma crítica y con argumentos. No los dejemos librados a la mezquindad de políticos y periodistas que poco hablan a diario de asuntos culturales importantes  y que solo se interesan cuando el show mediático aparece.

Tomada Urbana: democratizar la cultura


Por GCUY

 

El fin de semana del 1, 2 y 3 de diciembre de 2017 se realizó, por segundo año consecutivo, el festival de artes de calle Tomada Urbana en los barrios Cerro, La Teja y Tres Ombúes.

Esta iniciativa, llevada a cabo por un colectivo multidisciplinario de jóvenes uruguayos, es un gran paso para concretar el objetivo de hacer circular la cultura entre los barrios y a su vez generar espacios de debate entre vecinos, artistas e instituciones locales.

Charlamos con los integrantes del colectivo para entender más sobre esta iniciativa, su forma de gestión y también para conocer qué los mueve a generar este enorme proyecto de gran valor para la comunidad.

Continuar leyendo

Gestoras. Primer encuentro internacional de mujeres trabajadoras de la cultura y las artes


 Por Cecilia Canessa Gherzi

Por primera vez, y durante cuatro días, se llevó adelante en la ciudad de Santiago de Chile Gestoras; Primer Encuentro Internacional de Mujeres Trabajadoras de la Cultura y las Artes.

Allí gestoras culturales, artistas, agrupaciones sociales y culturales de todas las regiones de Chile y de Latinoamérica, nos reunimos para compartir nuestro trabajo, debatir, reflexionar acerca de la situación actual de nuestro ámbito laboral y el lugar que ocupamos las mujeres gestoras en cada país. Establecimos alianzas para lograr un trabajo conjunto y colaborativo, para promover la igualdad de oportunidades dentro del campo cultural, y para buscar formas y acciones de empoderamiento de las mujeres en nuestros diversos contextos.

Continuar leyendo

Convocatoria abierta para III Festival de escenas breves


 Por GCUY

El Instituto Nacional de Juventud (INJU) abre convocatoria para participar de la 3ra edición del “Festival de escenas breves”. El llamado va hasta el 8 de julio, y el festival se realizará del 17 al 19 de agosto en “casa INJU“.

¿De qué se trata el “Festival de escenas breves”?

El Festival de escenas breves, es un festival de artes escénicas con una premisa alternativa e innovadora. Las obras deben tener una duración de hasta 15 minutos. Este año celebramos la tercera edición del Festival, abriendo las puertas de la Sala Teatro Walter Medina de Casa INJU al público, que podrá presenciar 12 obras cortas a lo largo de tres jornadas.

Continuar leyendo

Fondo Concursable, ¿para qué? ¿Hacia dónde vamos? Martes de premios internacionales y reducciones de fondos


 Por Danilo Urbanavicius
El pasado martes 30 de mayo se lanzó la undécima convocatoria al Fondo Concursable para la Cultura (FCC) 2017, sin duda alguna, un punto fuerte en las políticas culturales de nuestro país que ha permitido la democratización, distribución y el acceso a productos y bienes culturales, estimulando la desconcentración y descentralización de las actividades culturales.

Para sorpresa de muchos, esta nueva edición trae consigo cambios importantes que ponen en riesgo sus objetivos generales.

Tal como lo indican sus bases del año 2016 “A lo largo de estos años el FCC ha desarrollado, a través de diversas convocatorias abiertas y públicas, una tarea ininterrumpida en la promoción y el estímulo del arte y la cultura en todo el territorio nacional, posibilitando el trabajo directo de aproximadamente 4.500 artistas y hacedores de cultura, vinculados a 933 proyectos seleccionados, movilizando diferentes sectores, impactando en las agendas culturales locales de todo el territorio y contribuyendo a la generación de públicos y  pensamiento crítico en torno al arte y la cultura.” Continuar leyendo

Una colega colombiana


Foto: Bogotá #SalsaAlParque2016 Programa: www.idartes.gov.co/

 

El pasado enero, tuvimos la oportunidad de conversar vía mail con la gestora cultural colombiana Liliana Pamplona Romero aprovechando su charla en Montevideo sobre “Políticas públicas para el fomento de las artes escénicas”, actividad organizada por el Instituto Nacional de las Artes Escénicas y el colega Gonzalo Morales Colman, quien nos puso en contacto con la profesional.

Liliana es socióloga, especialista en cooperación internacional y gestión de proyectos para el desarrollo. Trabajó desde el 2011 en el Instituto Distrital de las Artes – IDARTES, inicialmente como asesora del Programa de financiación a iniciativas de organizaciones culturales “Apoyos Concertados”. Posteriormente, desde el 2013 hasta el primer semestre de 2016, como coordinadora del área de convocatorias,  a cargo de la formulación de políticas públicas para el fomento de las prácticas artísticas en Bogotá y los programas, estímulos e incentivos otorgados a través de convocatorias públicas. Desde el segundo semestre de 2016 se desempeña como asesora del Ministerio de Cultura en el área de teatro y circo, acompañando los programas de fortalecimiento a los equipamientos culturales para las artes escénicas y formulando estrategias de emprendimiento para el sector teatral y circense.

A continuación les dejamos sus reflexiones y una extensa lista de libros y otros recursos que generosamente la gestora cultural comparte con la comunidad de #GCUY

 

Continuar leyendo